Saltarse la cena ¿para qué sirve?

Actualizado: nov 7

Con toda la disponibilidad de información, más la que especialistas como yo difundimos en internet y redes sociales, es increíble que aún hay quienes piensan que comer menos, puede influir positivamente en bajar de peso, pero no, saltarse la cena en realidad sirve para otras cosas que aquí te voy a contar.

Foto: Pexels (Engin Akyurt).

Aclaremos algo para empezar, los carbohidratos no son los malos del paseo, ellos aportan energía al cuerpo y deberían estar presente en nuestras comidas, ¿no sabes cómo y en qué cantidad? Escríbeme y te cuento, pero por favor no te las saltes estés desayunando, almorzando o cenando.


A lo largo del día hay bioritmos y justo en la noche, el cuerpo libera hormonas y se da inicio a una especie de desintoxicación y limpieza, con lo cual, el no comer tarde en la noche pudiera evitar acumular calorías que no se gastan, sino que se van a reserva, es decir que te harían subir de peso. Piensa en el ejercicio de ponerle combustible a un carro y dejarlo estacionado sin moverlo, ¿para qué?



No se trata de saltarse la cena, sino de:


1. Ingerir una merienda tardía o cenar temprano, para evitar el hambre en la noche y provocar una hipoglicemia o caída de los niveles de azúcar en sangre.


2. Calcular entre 12 y 14 horas entre la última comida del día y la primera del otro día, para así generar balances de insulina.


3. Considerar que la cena sea liviana y que contenga especialmente proteínas com las carnes blancas que son de fácil digestión, pero sobre todo vegetales. ¿Y los carbohidratos? No tantos, pues la idea de la última comida del día facilite el descanso físico, metabólico y la autofagia que es la renovación de células del cuerpo y su limpieza.


Dejar de cenar podría incluso ralentizar el metabolismo, haciéndote subir de peso y ganar innecesarios problemas de salud.